viernes, 19 de octubre de 2007

Hoy: Las apuestas.


Un día más, Don Santiago Joven nos sorprende con sus reflexiones en voz alta, sus anécdotas y ocurrencias. Dicen que existen muchos mundos e indudablemente todos están en éste. No hay que darle más vueltas. Hoy: LAS APUESTAS!


Hola , adictos a Ana.

Como veo que nadie se ha molestado en leer mi primera colaboración en el “Rincón de Santiago..”, insisto con una segunda (los Joven somos así, cabezones hasta decir basta).

Os contaré un cuentecillo pues os noto algo iletrados y poco preparados para novelas o ensayos.

Este relato , no me lo he inventado yo.Lo oí hace bastante tiempo, por la radio creo y era poco más o menos así:

….”La ancianita se acercó al lujoso mostrador del banco Nelson&Nelson de Chicago,flor y nata de la saga bancaria de la ciudad. Llevaba en su mano derecha un paraguas y en la izquierda una bolsa de plástico al parecer pesada .

Sonrió a la joven cajera y ésta de devolvió la sonrisa( hay cosas por las que los bancos aún no cobran)

-“Buenos días ¿en que puedo atenderle?
-“Buenos días .Quisiera ingresar éste dinero (levantó a bolsa )

La volcó en el mostrador y una catarata de monedas inundó su superficie.

-“Señora,¿ como va por ahí con dinero en efectivo y además en monedas?

-“Me gano la vida haciendo apuestas y cada uno me paga como puede, porque yo….. ¡Siempre gano!

La empleada del banco le rogó esperase un momento y pasó , muerta de risa , a contar el caso al director .

Este, curioso, salió a conocer a la peculiar clienta, la cual le repitió el farol de que ella ganaba siempre.

Picado , el director le dijo:

-“¿Apostaría Ud algo conmigo, señora?

-“Le apuesto 100.000 $ a que Ud. Tiene una peca en su nalga izquierda. Volveré mañana a las 11 de la mañana con mi abogado y lo comprobaremos…


Perplejo el director, que era consciente de no tener tal marca en semejante sitio,aceptó la apuesta.

No durmió el buen señor en toda la noche , alternando sus pensamientos entre el remordimiento de ganarle un dinero tan fácil a una ancianita y su ambición
--------------------------------------------------------------------------------------------------

……….Al llegar a éste punto, yo podría alargar el cuento con descripciones de la casa del rico director, de lo que le contó a su esposa e incluso relatar la historia de sus hijas (dos). Eso, podría ser una novela, pero ya os he dicho que no os veo preparados como lectores, así que iré concluyendo….


-“Buenos dias, señor director.Este señor que me acompaña (un joven señor con una cartera marrón) es Dani Morgan…..verifiquemos quien tiene razón y gana los 100.000 $ de la apuesta.

El director les pasó a la zona reservada de su despacho, bajó sus pantalones y enseñó sus nalgas (ambas)..

-“Comprobará señora que no tengo el tal lunar, ésta vez ha perdido Ud.

-“Cierto, Le debo 100.000 $.............. y volviéndose a su acompañante,dijo……

-“Mr. Morgan, acabo de ganarle a Ud. Los 200.000 $ que apostamos cuando le dije que antes de las 12 horas de hoy le haría enseñarme el trasero al director del banco Nelson & Nelson”………….

Y colorín colorado, éste cuento se ha acabado.


Escrito en Barcino, en las vísperas de los idus de October de MMVII

3 comentarios:

Ana dijo...

Esta historieta me recuerda al chiste aquel de:

-Oiga, usté está muy gorda!

(ya la mujer contesta)

- Como una tapia!!

Anónimo dijo...

Ajajajaja... q familia tan chistosa! Apuesto 100.000$ a que ya me los sabía los dos...

Alba

Anónimo dijo...

¿Lo ves, Ana?
Te he ganado los 200.000$ que aposté contigo a que Alba ya conocía nuestros dos chistes.